Una grave enfermedad se ha llevado a Markel, nuestro compañero de 1º ESO. Después de años dándonos ejemplo de superación y esfuerzo, el sábado se nos fue. El dolor que sentimos todos y todas es muy grande, porque grande es también el amor que con él hemos compartido sus compañeros y compañeras, sus profesores/as… y por su puesto su familia. Os invitamos a dar gracias por su paso por nuestras vidas, por tantos buenos momentos compartidos, y también a apoyarnos y consolarnos mutuamente: busquemos palabras que nos animen y recuerden que el amor dado y recibido, no muere nunca.

A %d blogueros les gusta esto: